10 razones para crear un club de juego en tu escuela

10 razones para crear un club de juego en tu escuela

  • Los ‘clubs de juego’ pueden ayudar a difundir la importancia del juego libre y desestructurado. La antropología, la psicología y la historia proporcionan evidencias que demuestran que el juego libre es el principal medio por el cual los niños aprenden a controlar sus vidas.
  • Casi todas las escuelas en Estados Unidos tienen lugares al aire libre e interiores para que los niños jueguen. Organizando y agregando oportunidades de juego en esos lugares ayuda a que los niños aprendan a través del juego.
  • Cuando los niños de todas las edades tienen la libertad de jugar con lo que eligen, con quienes eligen y tienen la oportunidad de resolver sus propias disputas, aprenden a negociar, a ser amables el uno con el otro y a jugar juntos. ¡Todos se merecen jugar!

Al ver cómo el juego desestructurado se ha ido perdiendo en los últimos años y ya los chicos no juegan como lo hacían hace décadas, Pat Rumbaugh se puso a estudiar esta situación. Pat, quien se dedica a hablar sobre la importancia del juego en todos los rincones del país, sueña con que cada escuela en Estados Unidos tenga su Club de Juego, porque como ella dice “todos se merecen jugar”.

Un  ‘club de juego’ tiene dos objetivos: ofrecer diversión y tiempo de juego no estructurado a los niños de todas las edades y  promover el juego y sus muchos beneficios. Los estudiantes pueden animar el juego organizando un ‘Día del Juego’ en sus escuelas, visitando comunidades de personas jubiladas y comprometiéndose con personas mayores, y los adolescentes pueden ir a una clase preescolar para jugar con niños pequeños. Los clubs de juego pueden ayudar a esparcir los beneficios del juego desestructurado y su importancia. ¡Dale  a cada niño en tu comunidad la infancia que siempre soñaste y ayuda a comenzar un ‘club de juego’ hoy en tu escuela! ¿Por qué?

  1. Los niños merecen la oportunidad de jugar todos los días. De hecho, el artículo 31 de la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos del Niño establece que los niños tienen derecho a jugar. En Free To Learn, el psicólogo de desarrollo Peter Gray asegura que para apoyar a los niños a triunfar en este mundo en constante cambio, debemos dejarlos dirigir su propio aprendizaje y desarrollo. La antropología, la psicología y la historia proporcionan evidencias que demuestran que el juego libre es el principal medio por el cual los niños aprenden a controlar sus vidas. Y, creciendo en Pennsylvania, tuve la oportunidad de jugar afuera todos los días.

  2. Las escuelas ofrecen espacios ideales para el juego. Casi todas las escuelas en Estados Unidos tienen lugares al aire libre e interiores para que los niños jueguen. Muchas escuelas primarias tienen parques infantiles, gimnasios, salas para usos múltiples y más. Las escuelas medias y secundarias ofrecen una variedad de espacios de juego. Visita las escuelas en tu comunidad para ver qué ambientes de juego están disponibles.

  3. El juego libre y no estructurado ofrece a los niños de todas las edades múltiples oportunidades. Dr. Stuart Brown, fundador del Instituto Nacional de Juego, recuerda: "El juego nos energiza y nos anima. Nos quita el estrés, renueva nuestro sentido natural de optimismo y nos abre a nuevas posibilidades”.

  4. Crear un ‘club de juego’ ayudar a unir a la comunidad.  En Takoma Park, Maryland, donde vivo, hemos organizado más de 60 eventos divertidos y de juego libre, incluyendo días de juego, cierre de calles para jugar y oportunidades de juego añadidas a eventos ya organizados. Todo esto ha sucedido desde que formamos un ‘club de juego’ en 2009. Cientos de personas de nuestra comunidad se unen para jugar con nosotros.

  5. Los ‘club de juego’ creados por niños ayuda a formar su liderazgo. O. Fred Donaldson, maestro de artes marciales dice: "Los niños aprenden mientras juegan. Y más importante aún es que en el juego los niños aprenden a aprender”. Los adolescentes se ofrecen como voluntarios en muchos de nuestros eventos de juego y obtienen horas de servicio comunitario para cumplir con su requisito de graduación. Muchos adolescentes vuelven porque les encanta jugar y animar a otros a jugar.

“Los niños aprenden mientras juegan. Y más importante aún es que en el juego los niños aprenden a aprender”.

  1. Promover el juego conecta a gente de todas las edades. Los estudiantes pueden planear un ‘Día de Juego’ en su escuela, visitar a personas de la tercera edad y jugar con ellos, o ir a una clase de preescolar para jugar. Para más ideas puedes visitar el sitio web www.Letsplayamerica.org, ver videos, un documental titulado "The Play Lady", y más.

  2. El juego ayuda a hacerle frente a los problemas sociales más comunes en niños. El profesor estadounidense de psiquiatría, Kay Redfield Jamison lo explica de esta manera: “Los niños necesitan la libertad y el tiempo para jugar. El juego no es un lujo. El juego es una necesidad”.  Cuando los niños de todas las edades tienen la libertad de jugar con lo que eligen, con quienes eligen y tienen la oportunidad de resolver sus propias disputas, aprenden a negociar, a ser amables el uno con el otro y a jugar juntos.

  3. El ‘club de juego’ puede traer de vuelta la costumbre de jugar afuera sin tanta supervisión de los adultos. Probablemente muchos adultos recuerdan su infancia cuando jugaban afuera hasta que se encendían los faroles de la calle. O cuando acostumbraban a ir en sus bicicletas al playground a jugar con otros chicos.

  4. El juego activo puede ayudar a los chicos a cumplir con el requisito diario de actividad física. Desde la década de 1980, los niños han perdido entre 8 y 10 horas de juego o  tiempo libre a la semana. Forma un ‘club de juego’ y dale a los niños tiempo para jugar.

  5. Jugar es diversión.  Así de simple. ¡Todos merecen jugar!
    • Los ‘clubs de juego’ pueden ayudar a difundir la importancia del juego libre y desestructurado. La antropología, la psicología y la historia proporcionan evidencias que demuestran que el juego libre es el principal medio por el cual los niños aprenden a controlar sus vidas.
    • Casi todas las escuelas en Estados Unidos tienen lugares al aire libre e interiores para que los niños jueguen. Organizando y agregando oportunidades de juego en esos lugares ayuda a que los niños aprendan a través del juego.
    • Cuando los niños de todas las edades tienen la libertad de jugar con lo que eligen, con quienes eligen y tienen la oportunidad de resolver sus propias disputas, aprenden a negociar, a ser amables el uno con el otro y a jugar juntos. ¡Todos se merecen jugar!

More Expert Advice

http://www.thegeniusofplay.org/App_Themes/tgop/images/expertadvice/articles/brain810x456.jpg
/App_themes/tgop/images/expertadvice/articles/kitchenplay810x456.jpg
http://www.thegeniusofplay.org/App_Themes/tgop/images/expertadvice/articles/playful810x456.png
http://www.thegeniusofplay.org/App_themes/tgop/images/expertadvice/articles/rainydayplay810x456.jpg
http://www.thegeniusofplay.org/App_Themes/tgop/images/expertadvice/articles/carretera810x456.jpg
https://www.thegeniusofplay.org/App_Themes/tgop/images/expertadvice/articles/pirate810x456.jpg